/El PSOE ve "puntos de encuentro" con ERC tras su primera reunión pero los independentistas mantienen su "no" a Pedro Sánchez

El PSOE ve "puntos de encuentro" con ERC tras su primera reunión pero los independentistas mantienen su "no" a Pedro Sánchez

Actualizado
Jueves,
28
noviembre
2019

21:36

Los socialistas estn dispuestos a «encauzar el conflicto» cataln «desde el dilogo y el entendimiento institucional»

De izqda. a dcha., Salvador Illa (PSC), Jos

De izqda. a dcha., Salvador Illa (PSC), Jos Luis balos (PSOE), Adriana Lastra (PSOE), Gabriel Rufin (ERC), Marta Vilalta (ERC) y Josep Maria Jov (ERC), este jueves, en el Congreso.
JAVIER BARBANCHO

El primer paso para salvar la investidura de Pedro Snchez con la abstencin de ERC se ha saldado en la tarde de este jueves con un principio de acuerdo para continuar negociando en los prximos das, aunque «la postura de Esquerra Republicana en relacin a la eventual investidura sigue siendo negativa», segn informa el partido independentista en un comunicado.

Ms de dos horas de reunin en el Congreso de los Diputados entre las delegaciones de ambas formaciones, que han concluido con sendos comunicados en los que constatan «puntos de encuentro» y apuestan por continuar las conversaciones el martes 3 de diciembre. No obstante, los republicanos catalanes han dejado claro a los socialistas que «la solucin democrtica para Catalunya pasa por una mesa de negociacin», como aprobaron sus militantes.

El comunicado enviado por los socialistas apunta que se ha producido «una primera aproximacin» en la que han podido constatar «la existencia de diferencias, pero tambin de puntos de encuentro». No profundiza, en cambio, en el alcance de una u otra cosa, pero s seala que hay una «voluntad compartida» de desencallar la formacin de Gobierno y asegurar la estabilidad poltica. Se sigue adelante para lograr su abstencin, aunque la versin de ERC es que siguen en el no.

A pesar de que los independentistas reclamaban un dilogo entre la Generalitat y el Gobierno «de igual a igual» para solucionar la crisis de Catalua, el comunicado socialista pasa de puntillas por esto, pero ratifica su apuesta por «encauzar el conflicto poltico en Catalua desde el dilogo y el entendimiento institucional».

Por su parte, ERC ha ofrecido su propia interpretacin del encuentro en otro comunicado en el que asegura que han fijado «un punto de partida comn al establecer la necesidad de abordar polticamente un conflicto» que es, subrayan, «esencialmente de naturaleza poltica». No obstante, el partido independentista insiste en sus demandas.

El diagnstico «no es coincidente»

«Dilogo entre gobiernos, sin apriorismos ni temas vetados (en referencia al referndum), con calendario y con garantas de cumplimiento», dicen. Aunque admiten que el diagnstico de la situacin «no es coincidente», ambos «comparten la necesidad de poder retomar la va del dilogo entre partidos e instituciones, as como implicar en sta a la sociedad civil».

A la cita de este jueves se le ha dado absoluta formalidad. Tanto en la composicin de la comisin negociadora, como en el protocolo de su celebracin. Pasadas las 17.00 horas, en dependencias institucionales, se han sentado alrededor de la misma mesa la vicesecretaria general del PSOE y portavoz en la Cmara Alta, Adriana Lastra, junto al secretario de Organizacin, Jos Luis balos, y su homlogo en el PSC, Salvador Illa, en la representacin socialista.

Como negociadores de la formacin independentista han estado presentes el portavoz del partido en el Parlamento, Gabriel Rufin, junto a la secretaria general adjunta de esta formacin, Marta Vilalta, y el diputado en el Parlament, Josep Mara Jov, imputado por su presunto papel en la organizacin del refrendum del 1-O.

Despus de meses en los que el presidente del Gobierno en funciones y la cpula socialista han intentado trasladar un alejamiento del independentismo, con cuyos votos contaron en la mocin de censura a Mariano Rajoy, este jueves, las dos delegaciones han posado unos minutos ante la prensa grfica, aunque sin cruzar palabras entre ellos.

El retroceso del PSOE en la repeticin electoral del 10 de noviembre ha dejado atrs la apuesta por un Gobierno que no dependa de las formaciones separatistas y ya ha obrado el milagro de cerrar en slo 48 horas una coalicin con Pablo Iglesias que no fue posible pactar en cinco meses. Si los socialistas consiguen finalmente la abstencin de ERC este Ejecutivo conjunto ser una realidad.

En el PSOE, los cargos y cuadros territoriales han asumido como un «mal menor» que haya nuevo Gobierno abstenindose los independentistas, aunque continan pidiendo que se trabaje para lograr la abstencin de Ciudadanos.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más